SABELOTODOS

Por gentileza del compañero RABIOSO:


SABELOTODOS


No hay nada más difícil en estos tiempos que encontrar a un señor dispuesto a admitir su ignorancia. Todo el mundo cree que es obligación el tener opinión formada sobre cada uno de los aspectos del universo.

Por eso no es raro encontrar en cada pizzería muchachones que -entre porción y porción- cuestionan las teorías de Darwin con la misma autoridad con que podrían juzgar las últimas actuaciones de Mastrángelo.

Cualquiera opina sobre cualquier cosa. Todos son entendidos. Y si alguien comienza su discurso con un humilde “Yo de esto no entiendo nada”, no tardará en agregar un “pero” para luego despacharse con el muestrario completo de sus ideas sobre la inmortalidad del cangrejo. Uno se pregunta entonces, ¿cómo se hace para abarcar tanto?, ¿Cómo se consiguen opiniones tan surtidas?. Hay dos procedimientos:

El primero consiste en dedicar treinta o cuarenta años a la tarea de adquirir sabiduría. Los resultados de este método son, hay que reconocerlo, inciertos. El segundo procedimiento es repetir lo que uno escucha por ahí. De este modo cualquiera puede adueñarse de los pensamientos que más le gusten, sin tomarse el trabajo de pensar, que es lo que mata.

El mundo moderno (ya se sabe) pone a nuestra disposición una amplísima gama de opiniones sueltas.
Están en los diarios. Se repiten por radio. Florecen en las charlas de café. Y uno puede elegir la que quiera y repetirla como propia. Aquí conviene detenerse un instante.

Es evidente que en el inmenso stock que mencionábamos hay de todo. Desde verdades irrefutables hasta estupideces monumentales. Pero a la hora de elegir, la gente se decide por los juicios más llamativos y detonantes. Y la verdad suele ser austera y sencillita. Todo esto, la costumbre de repetir lo que se oye, el ansia de sorprender y la pereza mental, han cimentado el éxito y la consagración de un sinnúmero de disparates que andan de boca en boca, como si fueran la flor del pensamiento moderno.

Estas pavadas son ya lugares comunes. Pero sus propagandistas las recitan como si acabaran de inventarlas. El propósito de este trabajo es presentar una colección incompleta de idioteces prestigiosas e intentar una somera refutación de cada una de ellas.

Por todo lo anteriormente expuesto, es conveniente sacudir las telarañas de los sesos y pensar bien lo que uno dice. Y cuando se da el frecuente caso de no tener nada que decir, a callar. Que siempre está mejor visto un pajarón silencioso que un vivo macaneando.

Buen provecho.

3 comentarios to “SABELOTODOS”

  1. ivica Says:

    Enorme como siempre su excelentìsimo señor rabioso.
    Os dejo aquì una reflexiòn de un gran sevillista llamado ravesen,que tiene su blog,para que penseis algo sobre los medios de comunicaciòn.
    Perdonad por el tocho,pero merece la pena leerlo,aclararà algunas dudas sobre la caterva esta que nos rodea.

    LOS MEDIOS DE COMUNICACION.
    Esta semana, desde los medios de comunicación, se nos ha bombardeado de un modo que raya lo obsceno con el asqueroso tema de la agresión de Cristiano Ronaldo a Mtiliga, con el unico propósito de lavar la imagen del sensacional futbolista portugués. Esto ha provocado la indignación de la afición del Málaga, por supuesto, y también de la del Sevilla, porque en este caso las comparaciones, no es que sean odiosas, es que son realmente humillantes.

    Pero yo, desde mi humillación, pienso que esto que está pasando es lógico, y sin duda previsible. Al hablar de estos temas muchas veces nos equivocamos en la base, en el concepto, de un modo estructural, podemos decir. Es como tratar de evaluar la calidad de una construcción sin mirar los cimientos. Nos podemos hartar de hablar de ladrillos, cemento o tejas, que si no miramos los cimientos no comprenderemos nada.

    Y en este tema de los medios de comunicación nos pasa eso. Partimos de la base de que un medio de comunicación debe ser imparcial e independiente, pero eso es una estupidez. Una romántica e ilusionada estupidez. Los medios de comunicación no son independientes porque son empresas que se deben a los que los mantienen económicamente, y que compiten entre ellos, con lo que tratan de sacar partido de las “noticias” de mejor forma que el rival, para así poder vender más. Y a la vez están interrelacionados unos con otros, con lo que tienen objetivos comunes, y utilizan los mismos medios para alcanzarlos.

    Tenemos al grupo Prisa, que aglutina, entre otros, a la Cadena Ser, Cuatro, Digital +, El País, y el Diario As.

    Luego está el Grupo Antena 3, al que pertenecen Onda Cero, Antena 3 y el Diario Marca

    A Vocento pertenecen ABC y Punto Radio

    La Sexta pertenece al Grupo de Inversiones Audiovisuales la Sexta y a Mediapro, y hace poco acordó su fusión con Cuatro (!!!), aunque ambas cadenas mantendrán su marca. Esta fusión estuvo a punto de hacerse con Antena 3, pero al final fueron los otros los que llegaron a un acuerdo. Todos sabemos el abismo que hay entre la línea editorial (ideología, vamos) de ambas cadenas, Antena 3 y Cuatro, con lo que, si la fusión inicial era entre estas dos, no creo que la que ha surgido al final se haya hecho bajo criterios de independencia periodística.

    Telecinco, por su parte, es gestionado por Gestevisión Telecinco, y sus acciones pertenecen en su mayoría a Mediaset (Berlusconi) y Grupo Prisa. Gestevisión también gestiona la cadena Cuatro, y posee el 22% de Digital Plus, y junto a Mediaset, el 75% de Endemol (una compañía holandesa de producción televisiva que opera a nivel multinacional) A su vez, las acciones de Gestevisión pertenecen en su mayoría a Mediaset y Grupo Prisa…

    ¿Os dais cuenta de la merienda de negros que es todo esto? ¿Donde puede estar la independencia aquí?

    Pues todos estos son los tipos que nos bombardean día a día con noticias, con sus noticias, con sus verdades. Los que nos manipulan.

    Pero es que incluso los que tienen claro esto, se siguen equivocando a menudo. Porque muchos creen que los que mantienen económicamente a los medios son los lectores (oyentes o televidentes), pero eso no es así. Los que los mantienen económicamente son las empresas que se gastan la pasta gansa en publicidad. A estos se deben los medios. A estos y no a otros. Y partiendo de esta base, el análisis varía por completo.

    Y entonces, ¿qué somos para estos tipos nosotros, los televidentes, oyentes o lectores?

    Pues simple y llanamente el medio (no el fin) para obtener el dinero que les mantiene. Las empresas pagan por publicitarse, y pagan más mientras más audiencia tengan, y la audiencia somos nosotros. Esos medios de comunicación no nos informan, sino que nos venden su información, la que ellos creen que más nos puede interesar o motivar, para que les leamos, oigamos o veamos. Les importa una mierda que lo que digan sea verdad, medio verdad o mentira directamente. Sólo quieren audiencia. Para que las empresas se sigan gastando el dinero en publicidad, y así poder subsistir. Esto no es malo. Es la actitud normal de una empresa. Ni más ni menos. Lo malo es que nos quieran vender que son imparciales o independientes. No lo son, es imposible que lo sean. Si lo fueran, no sobrevivirían. Así de duro.

    Volviendo al tema de Cristiano Ronaldo, este chico no es más que uno de los productos que nos venden para tratar de obtener audiencia. De hecho, tiene su propio nombre de marca: CR9. Aquí hay muchos intereses creados. De entrada, el Real Madrid, el equipo que más audiencia recaba (más audiencia = más ingresos por publicidad PARA TODOS), se ha gastado un pastizal en él, para que juegue, venda camisetas, y sea icono de todo este meollo del que estoy hablando. Y luego, los medios de comunicación, que se gastan otro pastizal por sacar al Madrid, retransmitir sus partidos, hablar de ellos, publicar noticias, etc. Y también las empresas, que confían en que el tirón de audiencia de CR9 y el Madrid en los medios en los que se gastan su dinero en publicidad se mantenga.

    CR9 es un producto. Para que un producto se pueda vender, ha de ser atractivo para el consumidor, y se ha defender a toda costa ese atractivo, ya sea con goles espectaculares, o con calzoncillos de marca. Da igual. Y, evidentemente, el codazo a Mtiliga (algo que pasa a menudo en el fútbol, pero aquí no hablamos de fútbol, sino de negocios), ensombrece la estrella de este producto. Lo mancha. Hay que limpiarlo. Y a eso se están dedicando. Ni más ni menos. Todos a una, porque a todos afecta. A TODOS.

    Aquí no se habla de independencia, ni de imparcialidad, ni siquiera de sensatez o vergüenza. Aquí importa una mierda cómo se encuentra Mtiliga, o qué pasó en otras ocasiones en que algún jugador haya hecho algo parecido. Aquí de lo que se trata es de mantener ante el consumidor el atractivo de un producto que ha costado muchísimo obtener, y que hay que amortizar.

    Bajando un poco al suelo, en los medios sevillanos pasa algo parecido. Lo único que tratan es de vender. Por eso tanto debate. A la prensa no le interesa que las cosas vayan bien. Si las cosas van bien, no hay noticias impactantes, y sin estas se venden menos periódicos, bajan las audiencias, y con ello los ingresos por publicidad. Eso es inadmisible. Hay que crear polémica. Y a ello se dedican.

    ¿De verdad se creen los “anti Jiménez” que si se va Jiménez se acabaron los problemas?

    En absoluto. Se inventarán otros, y seguirán con lo suyo. De hecho, los que ahora defienden a Juande lo vilipendiaron cuando vino. Y también a Palop, del que se decía que no había demostrado merecer la portería del Sevilla. Y a Kanouté, ¿recordáis? un viejo sin gol, jeje. Hay multitud de ejemplos. Da igual de qué se trate, siempre buscarán la polémica y la división, porque es lo que les da de comer. Y si se va Jiménez, el que venga también será cuestionado. Y tratarán por todos los medios que el sevillismo siga dividido, porque eso les reporta dinero. Los periodistas no dejan de ser empleados al servicio de una empresa que les paga un sueldo. No pueden ser imparciales, se deben a su empresa, la cual se debe a los que pagan por la publicidad, y con ese dinero se abonan dichos sueldos. El periodista tiene que sacar noticias que impacten a la audiencia, para que esta se mantenga y las empresas sigan pagando. Y si no hay noticias, se las tienen que inventar. Yo también haría lo que fuera para dar de comer a mi niño todos los días. No son independientes. No lo pueden ser. Tienen que conservar su empleo.

    En el Diario As salen a menudo el tal Delgado y el tal Lama contestando a una pregunta. Uno dice que sí sobre el tema, y otro que no. ¿Es que estos dos nunca están de acuerdo en nada? Eso importa muy poco. La cuestión es sacar una polémica que les salve la tirada del periódico cuando no hay noticias. ¿Qué es si no lo de Raúl y la selección? Importa un rábano lo que estos dos piensen de verdad. Uno que sí, y otro que no. Y a vender. Si hasta mi admirado Jesús Alvarado reconoce que se hacía pasar por un hincha del Barça cuando colaboraba en el programa de Gemma Nierga. Si esto no es grande. Alvarado del Barça…. En esto consisten los medios de comunicación.

    Donde de verdad está el sentir de la afición es en los blogs, eso lo he dicho muchas veces. Y estos tipos nos leen, no os quepa duda. Para conocer ese sentir, y saber cómo actuar al respecto para no perder audiencias. Más de una vez he visto o leído en prensa argumentos expuestos por blogueros en alguna ocasión. Lo más grande que he visto al respecto fue cuando en Deportes Cuatro sacaron una imagen del blog sevillista Alirón Carmesí. ¿No os lo creéis? Pinchad en este enlace. No me diréis que esto no es grande.

    Bueno, pues esto es lo que hay. Está claro que estamos solos. Aquí sólo valen las audiencias. Por eso Canal Sur hace más caso al Madrid o al Barça que a nosotros, que somos los grandes de Andalucía. Porque en Andalucía hay muchos más aficionados a los dos grandes que al Sevilla, o a cualquier otro equipo andaluz. Y eso bien que lo sufren clubes como el Málaga o el Almería, y no digo ya otros más pequeños como el Granada o el Córdoba. Y por eso el empeño de José María del Nido para expandir el sevillismo más allá de Sevilla. El Sevilla necesita más seguidores, para que esos seguidores aumenten el porcentaje sevillista de las audiencias, de modo que los medios tengan que prestarnos más atención y así la marca Sevilla FC sea más rentable. Porque el Sevilla FC también es una empresa. Muy bien gestionada, y esta sí dependiente de sus seguidores, pero empresa al fin y al cabo.

    Es evidente que esto aleja mucho al fútbol de lo que siempre ha sido: un deporte seguido por multitud de aficionados. Pero es lo que tenemos hoy día, y a los seguidores sólo nos queda el sentimiento.

    Que no nos lo arrebaten también, en busca de beneficios económicos.

  2. Futbolyno Says:

    Sinceramente, no creo que valga todo, para dar de comer a los niños. Y si es asçi. Pues ya sabemos que hay un tremendo chantaje inmoral de los directores de prensa y redactores a los trabajadores de la noticia.
    Eso es la llamada Mafia, que tanto se repite y que no deja de ser una manipulacion criminal de la dignidad de las personas, de la justicia, de la verdad y del derecho que tenemos todos a la honrradez de los servicios que pagamos.
    En definitiva una corrupciçon, por prostituciçon de los que ejercen presiçon y dan honores falsos a los que hacen negocios y no fçutbol justo en la competiciçon. Esta competiciçon de Liga española, estça corrupta.
    Y ya sabemos que no disponemos de las mismas armas.
    Luego hay que ser mas listos y emplear otras, aun acosta del buen juego.
    Asçi que callen esos que no denuncian a los corruptos y ven normal, el como saliço y dejço al Sevilla el traidor.
    Saludos
    Fran
    PD: Disculpas por los signos, falla el teclado.

  3. Alexis Correa Says:

    SUBLIME. A sus pies.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: